Bruxismo

Bruxismo

El bruxismo es el hábito de apretar o rechinar los dientes involuntariamente sin propósitos funcionales lo que puede producir dolores de cabeza, oído, cuello; así como al desgaste de piezas dentales y degeneración de la articulación mandibular.

Para tratar el bruxismo inyectamos Botox® en los músculos que están involucrados en el movimiento involuntario y así bloquear el movimiento. 

El resultado se empieza a notar entre el tercer y quinto día. Este procedimiento no es doloroso, se realiza de forma ambulatoria y es mínimamente invasivo. Se debe repetir cada 4 a 6 meses.

Videos